29 de junio de 2019 0 / / /

Crueldad con niños en Italia: los manipulaban para alejarlos de sus padres y entregarlos a otras familias

Reproducimos a continuación la espeluznante noticia publicada por el diario ABC.

Crueldad con niños en Italia: los manipulaban para alejarlos de sus padres y entregarlos a otras familias

La investigación policial se denominó «Ángeles y demonios», porque refleja la inaudita crueldad de algunas personas, incluyendo psicólogos y psicoterapeutas, que manipulaban las mentes de los niños para sustraerlos a las familias de origen, con una serie de falsedades e incluso impulsos eléctricos mediante electrodos en las manos para alterar su memoria y «ayudarles» a recordar malos episodios en el seno de sus familias. El objetivo era darlos posteriormente al cuidado de otras familias de amigos o conocidos. Todos los personajes se movían por dinero, como los psicólogos y terapeutas, que percibían 135 euros por cada sesión con los menores alejados de las familias Con el fin de distanciarlos de sus padres, se habrían adoptado técnicas de manipulación, la más difundida era para convencerles que habían sufrido abusos sexuales.

Una crueldad puesta en práctica por asistentes sociales y psicólogos de Reggio Emilia, al norte de Italia. Los carabineros han detenido a seis personas y otras 17 están siendo investigadas. Entre las personas con arresto domiciliario están el alcalde de Bibbiano, pueblo de 10.200 habitantes en la provincia de Reggio Emilia, o Andrea Carletti, del Partido Democrático (PD), responsable de los servicios sociales de los municipios del Valle de Enza. Han sido también arrestados la coordinadora del servicio, una asistente social y tres psicoterapeutas, y además a varios trabajadores socio-sanitarios y educadores se les ha prohibido ejercitar su profesión. Está implicada una ONG a la que se le había confiado el servicio de psicoterapia y cursos de formación.

Los detenidos e investigados son acusados, entre otros cargos, de fraude, abuso de poder, malos tratos a menores, violencia privada, extorsión y malversación de dinero público. Entre los delitos figura también el de lesiones gravísimas, porque algunas víctimas, hoy adolescentes, manifiestan signos de discapacidad y en algunos casos las consecuencias más graves son toxicodependencia y autolesiones. En total, se han descubierto siete casos de niños «manipulados».

Algunos episodios señalados por los carabineros en su investigación, coordinada por la fiscal Valentina Salvi, reflejan que no ha sido casual el nombre dado a la operación: «Angeles y demonios». A los niños se les hacía un lavado de cerebro, hablándoles mal de sus familias, para que luego un juez los entregara al cuidado de otras familias. «Durante una sesión de psicoterapia, en octubre en Bibbiano, sin la autorización de los padres, una menor fue sometida a tratamiento sanitario no consentido. Se utilizaba un instrumento a impulsos electromagnéticos, con cables que debía tener entre las manos, presentándole el aparato como una “maquinita mágica” necesaria a los niños para escuchar las cosas malas sucedidas a lo largo de su vida», escribe el magistrado en la orden de arresto de algunos implicados. Era una manera para después «iniciar –prosigue el escrito del juez- la sesión hablando de presuntos abusos sexuales».

Falsa violencia sexual

En el caso de otra niña, dicen los investigadores, se le intentó demostrar falsamente que había sufrido una violencia sexual que nunca sucedió, manipulando para ello algunos de sus dibujos. En efecto, escribe el magistrado que se encontró «un dibujo realizado por la niña en base al cual se asumía la presencia de abusos sexuales sobre ella, realizados por el compañero de la madre». Pero el dibujo «ha sido parcialmente falsificado, al añadirle un par de manos a una figura masculina colocada en la posición correspondiente a los genitales de la imagen diseñada por la niña para representarse a sí misma».

La investigación destaca también los numerosos paquetes, regalos y juguetes, acompañados por notas afectuosas de los padres, amontonados en una habitación y nunca entregados a los niños.

Todos los casos entrañan manipulación, lavado de cerebro y clara crueldad. Está el caso de una niña que no comprende por qué no puede ver más a sus padres. Las psicólogas, asistentes sociales y la pareja a la que ha sido entregada, la martillean con diversas frases para crearle dudas. En su declaración a los carabineros, cuando se le pregunta a la niña por qué no ve a sus padres, responde: «No recuerdo por qué no los pude ver más». La psicóloga interviene y le dice: «¿Pero no te acuerdas que dijiste que ya no deseabas ver más a tu padre porque te daba miedo?». La niña, desconcertada, contesta: «Yo no he dicho eso».

Crueldad con los niños

Si la crueldad hacia los niños es incalificable, también es dramática la vivencia de los padres. Uno comenta su calvario a «La Repubblica»: «Todo inició con la separación matrimonial. Los dos niños pequeños quedaron con la madre y el mayor, de 17, conmigo. Poco después los asistentes sociales comenzaron a escribir que yo era violento y maltrataba a los niños, separándome de ellos, sin poder verlos. Cuando vi esas falsedades, denuncié todo. Hoy me siento liberado de una pesadilla».

Conmueve también el caso de una niña que, alejada en el 2016 de su familia, escribe: «Querido papá, te echo de menos. Espero que nos veamos pronto. Me podrías escribir un mensaje más a menudo. Lo espero con todo mi corazón. Te quiero de forma gigante e infinita». La niña fue entregada al cuidado de una pareja de dos mujeres, porque los servicios sociales de Val d’Enza se convencieron de que había sufrido abusos del padre, cosa que no era cierta.

El vicepresidente del Gobierno y ministro del Interior, Matteo Salvini, ha pedido que una comisión de investigación sobre las llamadas casas de familia, que son estructuras para acoger menores, discapacitados, ancianos y personas en dificultad. Salvini ha atacado estas casas porque «muy a menudo ganan millones a costa de la piel de niños sustraídos a las familias», afirma Salvini, añadiendo que tiene «muchas indicaciones» de abusos y secuestros realizados para obtener un beneficio económico. Se pone así en cuestión y surgen dudas el sistema de cuidados de los niños, con 14.000 pequeños acogidos en familias y otros tantos en las casas de familia.

(Visited 57 times, 1 visits today)

Deja tu comentario

Ahora Información agradece su participación en la sección de comentarios del presente artículo, ya que así se fomentan el debate y la crítica analítica e intelectual.


No obstante, el equipo de Redacción se reserva el derecho de moderar los comentarios, sometiéndolos a una revisión previa a su autorización.


Aquellos comentarios que lesionen el honor de terceros o incluyan expresiones soeces, malsonantes y ofensivas no serán publicados.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*