3 de junio de 2018 0

Reportaje fotográfico. Frente a la opresión lingüística del separatismo, Pamplona, 2-VI-2018

2 de junio de 2018, Pamplona

GRACIAS a todos los navarros que acudisteis a esta manifestación. GRACIAS a la espontaneidad de vuestras organizaciones. Gracias también a todos los tradicionalistas o carlistas que estuvisteis presentes. 

UNA MULTITUD de unas 30.000 personas (Navarra.com) abarrotó las calles del Centro de Pamplona denunciando la llamada “política lingüística” de la conjunción separatista/marxista, presentada como “normalización”, que de  “normalización” sólo tiene la que Hitler pretendía sobre Austria antes de la guerra mundial. 

El gobierno Barkos (Geroa Bai versus PNV) pretende favorecer una barbaridad el saber vascuence/euskera sobre todas las demás cualidades de un profesional, y además tanto en el sector público como en el sector privado donde se entrometen. Como sus socios son buenos comunistas y todos ellos tienen la marca totalitaria, se entromete en el sector privado para exigirle  la “normalización” (favorecer mucho en el trabajo a quien conoce el euskera, aunque no lo utilice en él) como si tal sector fuese subsidiario del Gobierno. 

Por eso unos 30.000 navarros (según la Delegación del Gobierno 25.000) se echaron a la calle, para defender “un futuro de todos en igualdad”, para protestar contra lo que consideran una “imposición” del euskera en Navarra, una discriminación en toda regla contra casi la totalidad de la sociedad navarra. Claro es que quienes realizan dicha discriminación, no se dan por aludidos y se hacen los tontos. Pero de  tontos estamos avisados. Y de engañabobos, también. 

Esta locura y rabia anticastellano y anti España, es una prueba más del dominio de la conjunción separatista/marxista sobre la sociedad navarra, y también una prueba de que toman como enemigo todo lo que no sea ellos mismos, sobre todo la Navarra real y España. Más todavía, arrebatan los derechos de los navarros, que están siendo machacados por “su” gobierno cuatripartito.

Con gobiernos así, con gobiernos fantasma y que llegan de sopetón y por cabreo justificado de la gente, con partidos llenos de esos arribistas que tanto daño hacen, con gobiernos -digo- pergeñados con la suma de  retazos de aquí y allá, cualquiera manda aunque nadie dirá –con este proceder tramposo-, que se trata de un gobierno  representativo.

Es un FRAUDE lo que pasa hoy en Navarra, como lo es lo ocurrido con Rajoy. El actual sistema político nos corrompe. 

Así, nuestra disconformidad contra:

  • la IMPOSICIÓN lingüística de la conjunción separatista/marxista, 
  • TRAER GENTE FORÁNEA como esquiroles que quitarán el trabajo a los navarros que no sepan vascuence/euskera,
  • la INVASIÓN poblacional, que sigue a la desnavarrización espiritual y la evidente  desvitalización económica (ni siquiera querían autopista de Leizarán, ni canal de Navarra, ni Itoiz, ni ahora TAV, ni que se aprenda inglés, ni buenos profesionales sobre todo…),
  • el SISTEMA político, que no es representativo de veras y sí es muy corruptor, como se ha visto en el affaire-Rajoy, el affaire-Sánchez, y la entrega de Navarra a los amigos de ETA. La banda terrorista no desaparece así como así. 

Ayer se corearon dos lemas recurrentes: “Navarra, unida, jamás será vencida”, “Esto no es Euskadi, esto es Navarra”. Ayer se vió de nuevo que los navarros -como cualquier español de a pie, sanote y sensato- sólo se unen cuando pueden estar todos por unos auténticos -y no espurios- intereses que les mueven, y cuando no están los partidos políticos: ningún partido. Y que sólo se mueven cuando está la gente, las familias, los municipios, la sociedad. 

En la manifestación de ayer se vieron pero que muchas banderas de Navarra y de España. Se vio mucha gente diversa. 

Por lo que respecta a las banderas, es una chorrada decir que la laureada es “franquista”; la laureada es de uso libre y nosotros la queremos aunque no la exhibiésemos ayer. Desde luego, se vio algún conocido globito muy partitocrático, y hubo varias banderas de España con el sagrado Corazón que exhiben gustosamente -aunque sin avasallar ambientes- los carlistas. 

Exhibamos con alegría y convicción las banderas de Navarra y de España, porque sólo dentro de la Tradición hay solución a problemas artificialmente generados.

Ahora aclaremos que es un error el distinguir dos sectores: castellanoparlantes y vascoparlantes, porque los segundos saben castellano perfectamente. Mejor sería decir: conocedores de una lengua o bien de dos lenguas, y usuarios de la lengua que quieran y donde quieran, sin que la atención a cualquier lengua tenga que ser protegida con un Servicio Público donde los hablantes son escasos, y sabiendo también que ambos sectores -el de una sola lengua es la gran mayoría o el de la lengua minoritaria- conocen perfectamente el castellano (español desde fuera de España). Para entenderse, esto es fácil. Para sociabilizarse, también es fácil. Para expresar una síntesis basada en la realidad, como es Navarra, todavía más fácil. 

Lo que no es tradición, es plagio, y genera problemas mil. Navarra, es, y no se inventa para que, además, se destruya. Ser o no ser, he aquí la cuestión. Nosotros somos, y además dicen que confían en nosotros. España entera nos mira una vez más, y nosotros en ella. Aurrerá.

José Fermín Garralda

P.D. Las imágenes han sido realizadas por la misma cámara. 

5
(Visited 84 times, 1 visits today)

Deja tu comentario