31 de diciembre de 2017 0

¿El arzobispado entrega o entregará el monumento de Navarra?

El arzobispado, ¿entrega el monumento de Navarra a los talibanes? 

EL ALCALDE de Pamplona, de EH Bildu y que no condena el terrorismo etarra, propone un plan de 13 millones para cambiar -dinamitar, trasnformar etc. – el monumento de Navarra a sus muertos en la Cruzada.

Nuestra pregunta es: ¿Y qué pasa con el pre acuerdo y acuerdo de 1997 entre mons. Sebastián y el Ayuntamiento, por el que la donación del monumento a éste era con condiciones, obligándose el Ayuntamiento a respetar el edificio, sus inscripciones, sus cruces, su CRIPTA etc. etc., cuyo usufructo mantiene siempre que se mantenga el edificio en pie?


¿Es que nuestro arzobispo mons. Pérez González -al que siempre respetamos y respetaremos- ha cancelado dicho acuerdo -y por qué, nos preguntaríamos- y ha entregado o entregará el edificio al Ayuntamiento para que éste haga lo que le venga en gana? ¿Qué pasa con el monumento que nunca -así lo considero- se debió desacralizar ni entregar a un Ayuntamiento cambiante?

¿Y qué pasa con la CRIPTA del monumento, en la que desde el acuerdo Arzobispado/Ayuntamiento de 1997 se reza por los muertos, se celebra el Via Crucis y la Santa Misa cada mes, se mantiene cuidada y “aseada”, se cuida y venera al Santo Cristo tallado por Adsuara, es la sede de una asociación canónica conocida, ha sido espiada in situ con grabadoras desde la parte que controla el Ayuntamiento…? 

Espero que mons. Pérez González dispondrá que se respete el monumento y la CRIPTA, cuyo usufructo lo tiene el arzobispado mientras el edificio se mantenga en pie según la escritura de cesión de 1997. Sin embargo, ahora viene el alcalde de Pamplona EH Bildu y dice que el monumento se puede dinamitar o así, implícito en el la apertura de un concurso de ideas donde todo vale, incluso destruir el edificio. Y el arzobispado calla ante este chantaje implícito de lo más talibán: o me das todo o lo tomo destruyéndolo. 

¿Hasta dónde pueden llegar las transformaciones del monumento en el concurso abierto de ideas ? Hasta donde quieran.  ¿Respetar la CRIPTA si se permitiese dinamitar el monumento? Me parece imposible. 

De acuerdo que un concurso de ideas de proyectistas no es vinculante para el Ayuntamiento y menos para el arzobispado. Pero el sentir natural dice que si una parte tiene derechos y la otra parte abre todas las posibilidades incluso las que los conculcarían, esa apertura o es denunciada, o bien el arzobispado debe dejar muy clara su posición para no complicarse después y deslizarse por el tobogán del dejar hacer, del “quedar mal” y del chantaje. La situación que crea el no hacer, ni decir, es como un tobogán, y el silencio ahora pone en bandeja la cesión final que sería cargarse dichas condiciones de 1997.

Advierto que hay dos formas de entregar:  Una, la jurídica, modificando el acuerdo de cesión del monumento al Ayuntamiento de 1997. Otra, la procedimental y de hecho, poniendo en bandeja que el Ayuntamiento actúe como si ahora o más tarde pudiera hacer con el monumento lo que quiera, eso sí, con aquiescencia o consentimiento del arzobispado.

Repitamos que el Ayuntamiento podrá pensar lo que quiera -dirán que cada cuál es libre de pensar o proponer lo que quiera-, pero cuando se abre un concurso público de ideas para la actuación, eso ya es un hecho que interpela a la otra parte, al arzobispado. Y aunque sean ideas a aprobar o descartar posteriormente, decir de antemano que todas valen es vulnerar el buen hacer y sin duda presionar feamente al arzobispado. Lo más claro es que el arzobispado rechace de antemano las ideas que quiebran las condiciones del acuerdo de donación de 1997.

¿Es que mons. Pérez González ha entregado o va a entregar el monumento a los mayores enemigos de Navarra? Me refiero a los que se burlan de la Cruzada y -para tapar bocas y justas reacciones- echan cieno sobre ella con el pretexto de las desgraciadas víctimas de la represión que hubo en Navarra y en toda España, a los que -si quieren entrar en estas consideraciones- no juegan limpio ni equitativamente, a los que según sesudos comentaristas utilizan este tema para tapar los crímenes de ETA que se acercan a mil asesinatos en tiempos de democracia. ¿Lo ha entregado a los que quieren machacar la memoria e historia de Navarra para poner otra? Es decir, a los que no tienen empacho de ejercer el TALIBANISMO en pleno siglo XXI y en el Occidente -eso dicen- civilizado…. , a los viejos anticlericales, y hasta a gente que no condena el terrorismo etarra. Supongo que cuando Navarra esté absolutamente machacada por propios y ajenos, vendrán con la ya olvidada Diócesis Vasca en la que tanto se empeñó inadmisiblemente y con sutilezas ya descubiertas mons. Cirarda Lachiondo.

Claro es que también puede existir el miserable chantaje de los mandamases del Ayuntamiento al arzobispado: si no me das todo el edificio, lo derribo y así te quedas sin el usufructo de la Cripta y sin condiciones sobre el respeto a lo que lo identifica al monumento como tal (inscripciones aunque ocultas etc. etc.). Recordemos que el arzobispado tendrá el usufructo de la Cripta mientras el edificio se mantenga en pie. Es lógico pero eso no justifica, salvo por malicia de los munícipes, que el edificio deba e incluso pueda derribarse. Más todavía si se advierte que además de la letras está el espíritu del texto. Si sin hacer nada,  ellos van a conseguir todo el edificio con la amenaza de derribarlo, QUE AL MENOS SE MUESTRE PÚBLICAMENTE ante el mundo SU MALICIA.

Lo que realmente quieren BORRAR todo lo que no sea su concepto de Navarra. Lo que quieren es poner fin a la Cripta, lo único que queda del monumento que fue, de la memoria de la Navarra que se enfrentó a los perseguidores de la religión y al marxismo, y que lo hizo con éxito. Si mediante chantaje se pierde todo el edificio, que al menos  sea diciendo las cosas en voz alta aunque suponga un escándalo planetario. Que no se silencie qué fue el monumento y menos el esfuerzo de héroes y mártires. No, que la alcaldía -que no condena el terrorismo etarra- no silencie a los muertos de Navarra en la Cruzada a cambio de nada. Lógicamente, esto nada tiene que ver con los represaliados sino con los héroes y mártires.

Claro está que los  casi 5.000 muertos por Dios –fue una Cruzada, ¿eh?- y por España en el frente de batalla no pueden protestar en esta vida. Todo es fácil si guardan un obligado silencio. No sé qué cara pondrían de estar entre nosotros o qué cara pondrá en el cielo donde espero estén. Claro está también que sus familiares carecen de organización, aglutinante, vertebración y medios de comunicación. El sistema lo ha conseguido, pues a eso tendía desde el comienzo. Los vengativos herederos morales de Stalin y Carrillo, del hermano Martínez Barrio… podrán estar contentos. Más todavía; los navarros de bien, asombrados de lo que está ocurriendo, ¿qué sentimientos encontrados albergan en su seno? ¿no han  sido cuarteados por la partitocracia política que paraliza y además sustituye -y a su manera- la voz de una sociedad desorganizada? ¿Por qué no hay mandato imperativo y juicio de residencia? Mientras tanto, los ediles de UPN aceptan el “discurso” de los que no dudarán de ejercer de TALIBANES. Lean la prensa del día 30 de diciembre. ¡Menudo año 2018 nos espera! Y “Diario de Navarra”, que apoyó el pronunciamiento militar (Garcilaso), que fué franquista -no así los carlistas- etc., no dice ni “mu”. Ahora quiere hacerse perdonar entregándose -ya se entregó en este tema desde hace tiempo- a sus mayores enemigos. 

          Miren: no puedo callarme en esta aldeana Pamplona del silencio. Menos mal que hay una justicia divina, la de Dios Jaungoikoa.

          Sé que alguno me criticará por tardón, pero él todavía no ha hablado.

          Ramón Argonz  (elirrintzi.blogspot.com)

 

(Visited 76 times, 1 visits today)

Deja tu comentario

Ahora Información agradece su participación en la sección de comentarios del presente artículo, ya que así se fomentan el debate y la crítica analítica e intelectual.


No obstante, el equipo de Redacción se reserva el derecho de moderar los comentarios, sometiéndolos a una revisión previa a su autorización.


Aquellos comentarios que lesionen el honor de terceros o incluyan expresiones soeces, malsonantes y ofensivas no serán publicados.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*