21 de octubre de 2020 0

A propósito de la legalidad de las uniones homosexuales

Por P. Javier Olivera Ravasi (Publicado en Que No Te La Cuenten)

Dado que el Magisterio de la Iglesia se proclama por medio de documentos y no de documentales, publicamos, a pedido de varios lectores, la postura oficial de la Iglesia respecto de un tema controversial: las uniones legales de las parejas homosexuales. El texto es del año 2003, promulgado en tiempos de San Juan Pablo II cuando el Cardenal Ratzinger era aún Prefecto de la Sagrada Congregación para la doctrina de la Fe, titulado «Consideraciones acerca de los proyectos de reconocimiento legal de las uniones entre personas homosexuales» (visible aún hoy en la página oficial de la Santa Sede).

Allí, en su punto 5, in fine, puede leerse lo que sigue:

  «Ante el reconocimiento legal de las uniones homosexuales, o la equiparación legal de éstas al matrimonio con acceso a los derechos propios del mismo, es necesario oponerse en forma clara e incisiva. Hay que abstenerse de cualquier tipo de cooperación formal a la promulgación o aplicación de leyes tan gravemente injustas, y asimismo, en cuanto sea posible, de la cooperación material en el plano aplicativo. En esta materia cada cual puede reivindicar el derecho a la objeción de conciencia».

Al mismo tiempo, y como complemento, quizás venga bien repasar lo que es y lo que no es la infalibilidad pontificia: un tema en el que, con las mejores de las intenciones, muchas veces hacemos agua los católicos. Venga entonces este videíto breve y antiguo para,

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi, SE

 

Artículo original en:  https://www.quenotelacuenten.org/2020/10/21/a-proposito-de-la-legalidad-de-las-uniones-homosexuales/

(Visited 337 times, 9 visits today)

Deja tu comentario

Ahora Información agradece su participación en la sección de comentarios del presente artículo, ya que así se fomentan el debate y la crítica analítica e intelectual.


No obstante, el equipo de Redacción se reserva el derecho de moderar los comentarios, sometiéndolos a una revisión previa a su autorización.


Aquellos comentarios que lesionen el honor de terceros o incluyan expresiones soeces, malsonantes y ofensivas no serán publicados.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*