Seguir el blog (Follow.it)

13 de enero de 2024 2

… Y con el mazo dando

(Por Javier Garisoain) –

Hace unos días, en conversación con algunos voluntarios de propaganda carlista surgió esta reflexión dedicada a aquellos que, a veces con la mejor intención del mundo, amputan al católico la dimensión social y política de su vida.

Es lo de siempre. Es eso que tan perfectamente resumió la sabiduría popular al decir “A Dios rogando y con el mazo dando”. Es lo mismo que nos enseñan las famosas glosas emilianenses, testimonio temprano de nuestra lengua romance, cuando, en una oración dirigida a Dios dicen “Háganos Dios omnipotente hacer tal servicio que delante de su faz felices seamos”. Resulta curioso ver cómo cierta clase de pietismo aparentemente ortodoxo y sano hace el juego al liberalismo más radical cuando bajo la premisa de poner a Dios en el centro se limita a ponerlo en el centro de cada agenda personal, en el corazón escondido del individuo, pero renuncia de hecho a colocarlo en el centro de la comunidad humana, en el trono de la soberanía social, o entre los pucheros, que decía Santa Teresa.

Nosotros, los Carlistas, decimos ¡Nada sin Dios! y con ello nos enfrentamos de raíz al naturalismo liberal que quisiera vernos a los católicos domesticados: piadositos en casa y neutros en la vida pública.

Católicos, despertad de una vez y enteraos que el enemigo número uno de la civilización cristiana, de las Españas y de la Hispanidad no es el fantasmón marxista sino el corrosivo liberalismo.

(Visited 288 times, 1 visits today)

2 comentarios en “… Y con el mazo dando

  1. Ramón de Argonz

    Conforme y de acuerdo en todo. Aúpa pues.

    Responder
  2. En estos días en que se reza la novena de San Benito es primordial recordar el “Ora et labora” , aforismo clave en la construcción de la Europa Cristiana.
    Viva Cristo Rey!

    Responder

Deja tu comentario

Ahora Información agradece su participación en la sección de comentarios del presente artículo, ya que así se fomentan el debate y la crítica analítica e intelectual.


No obstante, el equipo de Redacción se reserva el derecho de moderar los comentarios, sometiéndolos a una revisión previa a su autorización.


Aquellos comentarios que lesionen el honor de terceros o incluyan expresiones soeces, malsonantes y ofensivas no serán publicados.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*