25 de enero de 2019 0

Analizando a los que nos han gobernado

 

Pensando en España y en su situación política, religiosa, y moral.     Hay que recordar que en Valladolid, El Sagrado Corazón  de Jesús, hizo una promesa al Beato Bernardo de Hoyos y le dijo así:” Reinare en España con más veneración, que en muchos otros lugares” Las promesa y profecías de Dios, tarde o temprano se cumple.  También tengo que decir que no concibo un rey, humano en España, que no sea digno y del agrado del Rey del Cielo.

Aparte de esto me permito hacer un pequeño análisis,  de la mayoría de los presidentes que nos han gobernado. Sólo puedo hablar de lo que sé y tengo información.   En primer lugar hablaré de José María Aznar del PP, considerado como bueno, porque hubo un auge económico en nuestra nación.    Lo que muchos españoles y en especial valencianos, no saben es, que hizo un acuerdo con Jordi Pujol, y éste consiguió lo que desde hacía muchos años con anterioridad, los nacionalistas y separatistas catalanes, pretendían y con gran ahínco habían trabajado, apropiarse de la parte cultural y la educación, de la Comunidad Valenciana, así se ha ido introduciendo el catalanismo en la enseñanza en los niños y los jóvenes.

Aznar abrió oficialmente las puertas de la anexión  de Valencia, por parte de Cataluña. Hoy los gobiernos que le han sucedido, tanto de derechas como de izquierdas, siguen la misma política. De hecho soy testigo, de que hace unos años un político separatista catalán, en un medio de comunicación como es la TV dijo que ellos no se conformaban con la independencia de Cataluña, sino que iban a por la anexión de la Comunidad Valenciana, y Baleares.

De José Luis Rodríguez Zapatero, del PSOE, de sus muchos desatinos, hay que destacar la ley de: “Memoria Histórica”. En esta época en que vivimos hacer creer que las izquierdas, fueron unas víctimas y las derechas fueron culpables, faltan a la verdad.   Porque antes de estallar  la Guerra Civil, hubo una gran revolución, que causaron las izquierdas, en la que hubo mucha sangre inocente, especialmente católicos , entre ellos  religiosos y seglares de ambos sexos, más sacerdotes y que por muchos razonamientos que se hagan las izquierdas fueron las responsables,  las consecuencias de esto fue una  guerra, en la cual murieron muchos jóvenes de los dos bandos,  en el combate. Poco después vinieron las represalias,  victimas y culpables unos más que otros. Pero un señor que despierta los odios, del pasado, en una nación y provoca división, no se merecía haber gobernado.

La historia se debe saber, para  las futuras generaciones, con limpieza y transparencia, y los que murieron en aquel conflicto, unos estarán en el infierno y jamás saldrán de allí, porque mancharon sus manos con sangre inocente, y no se arrepintieron, otros estarán en el Cielo, porque no fueron culpables, y otros en el purgatorio porque al final, tuvieron un sincero arrepentimiento.   Recemos por las almas, de todos aquellos que participaron en aquel conflicto, pero dejémosles en sus tumbas y que descansen en paz.

En cuanto a Mariano Rajoy, este hombre que fue presidente y que se ganó el voto de muchos próvida, entre ellos muchos católicos, no cumplió su promesa de abolir la ley de aborto, y siguió con las mismas leyes malevolas, que en el gobierno de Zapatero se habían elaborado.   Aunque sus detractores le echaron en cara los contratos  precarios de los trabajadores, hizo que la economía se restableciera considerablemente, y esto estará siempre a su favor.

Mariano Rajoy fue destituido, por una noción de censura, por parte de Pedro Sánchez del PSOE. Aunque se diga que fue legal, muchos españoles de a pie lo vimos, como una actitud deshonesta, es más cuando por ello pacto con independentistas, vascos y catalanes, y extremistas de izquierdas, como Podemos.

 

Pedro Sánchez un político, que según los entendidos, muy poco brillante, y digo que aunque Rajoy por su comportamiento decepcionó, a muchos que le votaron.  Pedro Sánchez no es mejor.

España se nos va de las manos confiemos primero en Dios, y en todos los españoles, de buena voluntad, que aman con sinceridad y de corazón a España, y como siempre el tesoro más grande, que tenemos, es la fe en Cristo, y la devoción a María su Santa Madre.   Nuestra nación fue grande ante los ojos de Dios, pero en un futuro mucho más debería de serlo, ante nuestro Rey y Señor.

Muchas Gracias

2,2
(Visited 49 times, 4 visits today)

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*