Seguir el blog (Follow.it)

11 de abril de 2022 0

Carlos Pérez-Roldán: “Nuestros abuelos se dejaron la hacienda y la vida en la lucha contrarrevolucionaria”

(Una entrevista de Javier Navascués) –

Reflexiona sobre la censura que está sufriendo la web que dirige, Tradición Viva

Entrevistamos a Carlos Pérez-Roldán Suanzes-Carpegna, abogado, académico de la Academia Internacional de Ciencias, Tecnología, Educación y Humanidades y colaborador de numerosas publicaciones y revistas, e impulsor de numerosas iniciativas de la sociedad civil para fomentar la participación ciudadana real en la vida política y social, como el Centro Jurídico Tomás Moro, el Centro de Estudios Históricos General Zumalacárregui, o la Asociación Editorial Tradicionalista. Actualmente es director de Tradición Viva.

En esta ocasión habla de la censura que están sufriendo en Internet y reflexiona sobre la batalla cultural contra la ideologías dominantes.

¿Cómo valora la censura de Google y YouTube a Tradición Viva?

De momento Google solo nos ha censurado la publicidad, y YouTube tres vídeos, dado que no tenemos constancia que nos hayan cancelado en el buscador, no obstante para valorar la censura es necesario referir que Google nos comunicó que nos censuraba la publicidad con la que manteníamos el diario www.tradicionviva.es por entender que muchos de nuestros contenidos son «peligrosos o despectivos», es decir Google no pone en tela de juicio la veracidad de nuestros contenidos, y eso es precisamente lo que es necesario resaltar pues diarios como el nuestro suponen un peligro al no encajar nuestros artículos, reflexiones y vídeos en la visión globalista, cristófoba, y deshumanizadora que se está tratando de imponer por parte de las élites mundiales.

¿Qué artículos han sido censurados y cuál ha sido el motivo?

Inicialmente nos comunicaron que más de 170 artículos eran peligrosos, y tras comprobar los artículos «marcados» por la censura detectamos que una gran mayoría de los artículos se referían a temas como la agenda 2030, o explicaban la influencia de la masonería en los procesos revolucionarios desde la Revolución Francesa hasta la actualidad, o denunciaban el crimen del aborto. También nos resultó sumamente curioso que hubieran marcado como peligroso una entrada en la que reproducíamos un corrido mexicano «El martes me fusilan» en el que el gran Vicente Fernández narra la persecución de los cristeros mexicanos.

Entre los artículos denunciados por Google había algunos en los que denunciábamos a las mafias abortistas, como el titulado «Planned Parenthood elabora la “lista negra” de figuras provida en Argentina», otros como «Klaus Schwab, y las mentiras de la cuarta revolución industrial» en el que reseñamos un libro de uno de los arquitectos del Nuevo Orden Mundial, artículos como el titulado «La perversa agenda 2030 y los planes mundialistas que nos amenazan», y así hasta 170 artículos.

¿El carlismo y todo lo relacionado con la tradición es más políticamente incorrecto que nunca o más bien cada vez hay menos libertad?

Nosotros como tradicionalistas siempre hemos distinguido entre libertad, y libertinaje. La libertad solo se puede predicar de la verdad, y de la belleza, es decir no puede existir libertad para el error, no obstante, la cultura de la cancelación que cada vez expande más su poder está acabando con cualquier espacio de libertad. Cuando la autocensura programada por las élites a través de la deseducación de los más jóvenes, y de la manipulación de los medios de desinformación fracasa, las grandes corporaciones y los grupos de presión mediáticos empiezan su cacería contra todo disidente. Evidentemente en ese terreno de la disidencia el carlismo y el tradicionalismo, tienen un pedigree que otros movimientos sociales no tienen, pues nosotros llevamos casi doscientos años luchando contra la revolución, unas veces por medios pacíficos, a través de publicaciones, periódicos, folletos … y otras veces por medios armados como las guerras civiles que mantuvimos los carlistas en el siglo XIX, o nuestra participación en la última guerra civil del 36.

Evidentemente los tradicionalistas somos los grandes enemigos de la Teoría Crítica auspiciada por falsos pensadores como Max Horkheimer, Theodor Adorno, Herbert Marcuse o Erich Fromm, y que constituyen los claros antecedentes de la llamada «cultura de la cancelación» que está padeciendo todo el occidente en el pasado cristiano. La cultura de la cancelación y la libertad son ideas antitéticas, pues la cancelación lo que trata es de imponer unos falsos dogmas, de tal manera que por así decirlo ya no solo censuran las respuestas, sino que incluso censuras las preguntas. Para las élites ya no es interesante saber lo que opinas del aborto, del divorcio, de los excesos del economicismo, lo importante es que no te cuestiones todos esos temas, que asumas acríticamente los dogmas revolucionarios.

¿Qué medidas piensan tomar para hacer frente a este atropello?

Evidentemente desde tradicionviva.es y desde la Asociación Editorial Tradicionalista no vamos a mover ni un punto ni una coma de nuestros artículos, ya que Google nos exige para cancelar la censura la eliminación de los contenidos que ellos consideran peligrosos. Es más, esta censura nos lleva a seguir publicando más información sobre la Agenda 2030, sobre el crimen del aborto, sobre la aberración del divorcio, denunciando la ideología de género, y seguiremos denunciando todos los sistemas políticos y económicos contrarios a la doctrina de la Iglesia, se llamen comunismo, liberalismo, neoliberalismo, o populismos.

Dado que los ingresos de la publicidad nos permitían financiar una gran parte de los costes fijos de la web, de ahora en adelante iniciaremos campañas para conseguir de nuestros lectores la financiación necesaria, y si en algún momento faltara dinero para mantener los proyectos la financiación vendrá de los bolsillos de los responsables de la web, dado que nuestros abuelos nos dieron ejemplo pues ellos dejaron hacienda y vida en la lucha contrarrevolucionaria, y a nosotros se nos pide poco comparado a lo que las generaciones anteriores tuvieron que sacrificar, piénsese en todos aquellos voluntarios que combatieron contra el liberalismo en el siglo XIX, o los que lucharon contra el comunismo en el 36.

¿En qué medida estas censuras y sanciones en redes u otro tipo de limitaciones dificultan la difusión?

Lo verdaderamente peligroso es que esta censura económica sea el inicio de futuras censuras en redes sociales o en plataformas como Amazon desde la que vendemos una parte de nuestras publicaciones, pues el resto la vendemos directamente desde nuestra web. Si esta censura, no solo a nuestro medio sino también al resto de medios digitales, continuara, tendríamos que volver a los antiguos medios de difusión mediante pasquines, buzoneo, o actos callejeros. No obstante para nosotros esto no es nuevo pues ya llevamos unos años coorganizando el rezo del Santo Rosario en los últimos sábados de cada mes, y procurando organizar actos presenciales mediante presentación de libros, organización de cenas, etc., pues nunca hemos creído que las redes sociales e internet sean las herramientas definitivas para revertir la situación de postración moral en la que se encuentra occidente.

¿Por qué es importante buscar medios alternativos?

Nuestra lucha es contra la Revolución, con mayúsculas, y la Revolución es global, por eso nuestra actuación tiene que ser también global, haciendo uso de las redes sociales, de las posibilidades de internet, y de plataformas digitales; hemos de aprovechar todos los nichos, pero no podemos olvidar los viejos sistemas de lucha contrarrevolucionaria con presencia en la calle, con charlas en grupo, con cenas y comidas de hermandad, no perdiendo nunca el contacto con las personas reales, no eludiendo el calor de la cercanía.

¿Puede llegar el momento en que directamente no dejen publicar nada que vaya contra los intereses mundialistas?

Que nadie lo dude, ese momento llegará, y el ejemplo es precisamente la censura a tradicionviva.es, pues no se han fijado en nosotros por ser grandes o influyentes, se han fijado en nosotros pues un altísimo porcentaje de nuestros artículos atacan los falsos dogmas de la modernidad y del globalismo. No somos los primeros, ni seremos los últimos, por eso es necesario seguir concienciando, el pueblo se tiene que adherir a asociaciones, organizaciones privadas, medios de comunicación libres, y tiene que ser consciente de que el mundo digital es el enemigo de la sociedad libre, por eso nosotros trabajamos por un lado en el mundo digital a través de nuestro diario www.tradicionviva.es, pero en el terreno editorial solo editamos libros en formato papel, pues estos una vez adquiridos no podrán ser censurados, y de mano en mano serán instrumentos de formación.

¿Por qué es importante hacer un frente común entre todos los medios que defienden la esencia católica de España y sus ideales, así como la verdad de la historia?

Es importantísimo hacer un frente común, pues si realmente defendemos la catolicidad de la hispanidad tenemos que olvidar personalismos y coordinar esa lucha contra la impiedad. Además esa colaboración nos enriquecerá a todos, dado que pocos medios de comunicación coincidimos en nuestros contenidos ya que unos están más enfocados a la información religiosa, otros a la política, y otros, como el caso de tradicionviva.es, están más enfocado al terreno cultural. Hemos de unirnos en los objetivos, sin olvidar que esta lucha se ganará en forma de guerrillas, pues resulta necesaria la existencia de una gran pluralidad de medios, y de iniciativas, ya que el globalismo tendrá más difícil combatir contra pequeños grupos que combatir contra grandes medios que serían fácilmente identificables.

Por Javier Navascués

(Visited 106 times, 1 visits today)

Deja tu comentario

Ahora Información agradece su participación en la sección de comentarios del presente artículo, ya que así se fomentan el debate y la crítica analítica e intelectual.


No obstante, el equipo de Redacción se reserva el derecho de moderar los comentarios, sometiéndolos a una revisión previa a su autorización.


Aquellos comentarios que lesionen el honor de terceros o incluyan expresiones soeces, malsonantes y ofensivas no serán publicados.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*
*